La columna vertebral está compuesta de una gran cantidad de músculos, ligamentos, huesos y nervios, conectados entre ellos. De manera que cualquier tensión, acortamiento, lesión, etc. afectará el estado de toda tu salud física y emocional. Así que no desestimes cualquier trabajo que puedas hacer por ella para mejorar su condición.

El espacio entre la base de la cabeza y la pelvis requiere tanto una fortaleza muscular como una flexibilidad, sin embargo generalmente, con las actividades cotidianas, incluso el deporte, tiende a tener un acortamiento permanente que ignoramos, porque no hay dolor.

Sin embargo este acortamiento será un gran problema si lo ignoramos.

Así como nos preocupamos por trabajar nuestros músculos superficiales, con entrenamientos fuertes y prolongados, es importante entrenar los músculos profundos, que son finalmente los que unen el esqueleto con los músculos y nos permiten movernos con facilidad.

Aquí te dejo un vídeo con una breve práctica para tu columna.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *